“Si desaparece el físico dejaré de jugar”, ¿Que hacemos con los jugadores conservadores?

Hoy hablaba con un compañero de trabajo, que incluso se dedica al sector de los videojuegos. Chascarrillos sobre cómo están cambiando el mercado y la industria, la dirección en la que se enfoca el futuro de los videojuegos. La guinda del pastel fue cuando le comenté que prácticamente todo lo que tengo es digital. Cada vez compro menos físico, a lo que el respondía que “es el momento de dejar de jugar”, ¿En serio?.

Seguramente este comentario no es la primera ni la última vez que lo lees o escuchas. Muchos amigos y amigas que juegan y que son compradores del físico, aunque casi que lo llevaría más a compradores de coleccionismo, siguen en sus treces pensando que este formato sigue teniendo sentido.
No sé cómo enfocar este artículo la verdad, porque no es mi intención de adoctrinar a nadie, de llevar a esos jugadores a un cambio de formato o decirles qué tienen o que no tienen que comprar. No es el caso.

El músico y cantante Alejandro Sanz llama a su último álbum “El Disco”. Cuando en una entrevista le preguntaron el por qué del nombre, este contestó. “El mundo está cambiando y la música se está adaptando a los tiempos actuales, por ello este es posiblemente el último álbum que haga en físico, ya lo nuevo será digital”. Si un artista con 23 Grammys a sus espaldas se ha rendido a lo digital, no es una forma de perder, es una forma de seguir evolucionando. El se adapta y su público lo hace con él. Lo incomprensible a todo esto, de muchos de esos jugadores que siguen aferrados al físico, que seguro que llevan sin comprar un CD de música o una película desde hace mil, ¿por qué no los videojuegos?.

“Pero es que el tener el juego físico me garantiza que podamos jugarlo en caso de no tener internet o que el juego desaparezca”. Este comentario es como si me dicen que tienes una mochila en el armario llena de latas de conservas y lo imprescindible en caso de que haya un apocalipsis zombi. Si un día dejamos de tener internet, creeme, lo que menos te va a importar es que no puedas jugar a tu videojuego digital favorito.
Igual que ya no alquilas películas en un videoclub físico, lo puedes hacer en digital, igual que ya no usas carrete de fotos, la mayoría ni cámara de fotos, usamos el smartphone, igual que las series las llevas lustros viéndolas en digital, ya sean descargadas o en streaming, ¿por qué los videojuegos tienen que ser físicos sí o sí?.

Vivimos en un mundo conectado, un mundo con un cambio importante en las tecnologías. Los jugadores de PC lo entendieron cuando Steam se adelantó a todo, creando una biblioteca de juegos totalmente digital y nadie se rasgó las vestiduras o se quemó a lo bonzo por el cambio, no entiendo por qué en consolas si tiene que ocurrir. ¿Por qué el jugador de consola tiene que seguir por detrás y no ponerse a la par?.

Usuarios de la plataforma Steam y actualmente Epic Games Store no han tenido problema alguno de jugar y adquirir sus títulos a través de las famosas plataformas. Los PC de hoy día ya no traen unidades ópticas. Nos llevan años de ventaja.


Un videojuego que compramos hoy en físico es prácticamente un engaño, porque está roto o no está completo. Necesita de paquetes de mejora del producto inicial, de su versión más precoz para hacer un mejor videojuego. Los jugadores que compraron en su día “No Man´s Sky”, si nos vamos a su versión física, casi tienes una Beta del juego, un título que dos años después se considera una obra de culto.
Si te quedas con su versión inicial, la física, sin actualizar, tendrás un juego bastante mediocre y poco divertido. Days Gone tuvo una veintena de actualizaciones corrigiendo decenas de errores en sus primeros dos meses. Incluso God of War tuvo paquetes de gigas desde el primer día para mejorar el título. ¿En serio merece la pena la versión física?. ¿Merece la pena tener un juego roto o a medias?.

Lo único que mantiene al físico hoy día es la “reventa”, pero en el momento que entre un canon por parte de las empresas desarrolladoras en las tiendas físicas, estoy seguro que la cosa cambiará y mucho.
Los bazares online cada vez tiene más y más ofertas. Es cierto que comprar el juego de salida en la mayoría de las ocasiones pagamos menos por el físico que el digital, pero si nos damos un paseo por los bazares vemos precios increíbles de muchos títulos y con poco tiempo.
Por otro lado la forma de jugar está cambiando, las suscripciones están llegando a muchas marcas y plataformas, porque esto es el presente y futuro del videojuego.

El futuro está forzado a pasar no sólo por el digital, sino por el streaming. Quizás aún nos falte un par de años, no más para que todo esto fluya en su mayoría y vaya mucho más perfecto que en la actualidad, (digo esto a espera de dos meses para que llegue Stadia de Google y muestre todo su potencial). El almacenamiento si en el digital es un problema; ni os cuento ya en el físico. De hecho una de las preguntas de tantas que me hago para la generación venidera es cómo solucionarán en el formato físico los gigas y gigas que ocupará un videojuego, resoluciones a 4K, HDR, Dolby Atmos, desde luego es un problema que tendrán que solucionar.

Stadia no tiene por qué triunfar para tener que cambiarlo todo. Podría ser incluso otra empresa la que de el golpe, pero es el principio.

Vivimos la mejor época que haya vivido los videojuegos. Nunca tuvimos tantos títulos y tanta calidad adaptada para todo tipo de bolsillos. Playstation Now, Xbox Game Pass, plataformas que por cifras casi ridículas hacen que podamos jugar catálogos enormes de videojuegos sin gastar un céntimo más que la suscripción.

Creo que el formato físico tampoco tendría que desaparecer, debería de adaptarse para esos usuarios coleccionistas, haciéndolo en un formato digno de compra. No importa que traiga un código de descarga, es muy probable que en muy pocos años, las pocas consolas que sigan existiendo no traigan unidades ópticas. Samsung en el 2018 dejó de fabricar reproductores de Bluray y Bluray UHD. Sony no ha puesto ni siquiera un reproductor UHD a su consola más Pro. Con esto quiero decir que venga un código no sería nada mal siempre que la edición venga hasta arriba de contenidos para ese usuario que apuesta por un formato físico.

El futuro de los videojuegos está a la vuelta de la esquina, y el cambio va a ser abrumador. Llegará de tal forma que no nos daremos ni cuenta, como ha pasado con Netflix. Cuando el usuario se siente agusto con algo, con un producto que brinda calidad y beneficia, simplemente se disfruta.

¿Y tú, dejarás de jugar cuando todo sea digital y streaming?, yo ¡no!.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s