Devil May Cry: Hermosa Frustración

Con la salida del quinto título de la saga Devil May Cry en breve, quería volver a recordar y revivir la saga. Por ello tuve la loca idea de rejugar todos sus títulos, incluyendo DMC.

Para ello y con las consolas actuales PS4, XO o PC, la única manera de hacerlo si no queremos tirar de viejos hardwares, adaptadores de pantalla etc, además de versiones antiguas, es conseguir el título en una edición más actualizada. La trilogía la podemos encontrar actualmente en “Devil May Cry HD Collection”


No quiero tampoco analizar esta edición, simplemente por hacer una crítica rápida, decir que no es la mejor, de hecho podría participar dentro de las peores ediciones reeditadas de un videojuego.
No sólo que se hayan olvidado de añadir dos títulos en este recopilatorio, es comprensible que DMC no se incluyera por hacer una especie de “reset” de la saga, pero ese cuarto título, Devil May Cry 4, que seguía la historia además de la estética de la saga original, personajes etc, es bastante incomprensible. Pero podríamos dejar pasar esto por alto, incluso llegar a perdonarlo si la edición estuviera a la altura, pero ni mucho menos es así. Lo único que encontramos en este recopilatorio en su edición física, (con un sólo disco) y en digital, es un limpiado de texturas, o más bien adaptar las texturas de la época al HD actual y poco más, con los mismos vídeos y menús intactos, manteniendo su formato 4:3 de la época, sin arreglo alguno, ni siquiera al HD.
Como vemos es un título que prácticamente parece una tomadura de pelo. Mismo control, mismo sistema de cámaras, misma jugabilidad, es lo más fiel que puedes encontrarte al original, pero no precisamente presumiendo o alardeando por mantener la esencia de la obra original, es que sinceramente, es el mismo juego pero con el resaltado al HD.

Lo triste a todo esto, es que es la única forma de poder rejugar la saga hoy día en nuestras plataformas y televisores actuales sin complicaciones.
Como punto positivo, su precio en las ediciones que os he puesto más arriba.

Nostalgia y el paso del tiempo tiempo, no siempre van cogidos de la mano

Cuando me puse a rejugar el título, sabía perfectamente que era un juego del 2001. Sí amigos, ha llovido muchísimo.

Aún recuerdo la primera vez que jugué en mi fabulosa PS2, cuando lo inserté aquel DVD por primera vez sin saber nada de esta nueva saga que se abría paso.
El título nos llegaba en un formato Pal, en la época era otra de las luchas que se tenían con los títulos por los famosos 50HZ vs 60HZ de los televisores del momento de nuestro País y el formato de emisión, PAL y NTSC, por lo que los títulos nos llegaban en PAL, desmejorando su velocidad de refresco en pantalla. Aunque si os digo la verdad, no todos poníamos tantas pegas en la época a la hora de disfrutar de un buen videojuego, quizás porque no habían los medios que tenemos hoy día que tantos nos informan y a la vez desinforman creando tanto “haterismo”

Como buen amante de la saga Resident Evil, aunque en la época no sabía nada de Kamiya, Capcom, etc.. pero el encontrarme con un juego que bebía de su ambientación y esencia, llevándolo espléndidamente al género del Hack´n Slash, la verdad que era toda una sorpresa y satisfacción.
Su protagonista Dante, con esa chulería, esa fuerte personalidad, era en la época todo un personaje con un carisma que quedaría sellado en la historia de los vídeojuegos de acción.

Volviendo a la actualidad y al momento de retomar esta aventura, cuando he comenzado a rejugarlo, todas esas sensaciones empezaron a hacerse contrarias, a mostrarse una mueca de sonrisa en mi rostro, mostrando como un, “maldita nostalgia”.
Lo primero que empecé a notar era su control, el cuál en esta versión como ya he comentado antes, han mantenido todo igual.
Al control se le nota ese paso del tiempo, ya no sólo por esos escenarios prerenderizados y esas cámaras fijas que entorpecen aún más el controlar a nuestro protagonista, sino que no pensaron en su momento en aprovechar ciertas opciones del mando que harían más llevadera la jugabilidad, ya que hay muchos botones de este que no hacen ninguna función o que incluso repiten funciones.

Llegamos al primer boss final muy al principio del juego, y aquí las tornas es donde empiezan a cambiar. El camino de rosas que habías tenido para llegar hasta aquí, ha dado un giro de 180º donde las palabras “Estás Muerto” es quizás la primera de las muchas veces que te van a acompañar. Una frase maldita que hará que quieras amar u odiar el famoso título de Hideki Kamiya.

Phamtom es el nombre de ese primer Boss, una mezcla de “cangrejo-escorpión” que intentará ponernos las cosas difíciles hasta que podamos vencerlo. Más adelante nos lo volveremos a encontrar, pero tras sentirnos vulnerables, veremos que no era un jefe tan difícil como los que realmente nos iremos encontrando en el juego, era una simple llamada de atención.

Phantom nos intentará ponernos las cosas difíciles al principio

Te odio Caballero Negro

Nelo Angelo (Caballero Negro) aquí si es donde el juego realmente sabe sacar de quicio a un jugador, un boss que no es el último, de hecho nos lo encontraremos a la mitad del título y lucharemos con él en varias ocasiones, donde nos pondrán contra la espada y la pared, nunca mejor dicho, en más de una ocasión.

Si os digo la verdad, estoy escribiendo estas líneas y aún no he terminado el juego, de hecho lo que me ha hecho escribirlas ha sido el enfrentarme a este personaje varias veces hasta casi estampar el mando contra el suelo.
Esto me ha recordado muchísimo a un título más actual, Dark Souls y ahora sabréis por qué.

Devil May Cry parece en un principio un buen juego de hack ´n slash, donde iremos avanzando por escenarios pasilleros con puzzles sencillos de resolver para llegar a los jefes finales de cada zona que es donde realmente el juego se luce, de hecho diría que es donde está la esencia del título y no precisamente por la dificultad de sus jefes, sino por como lo plantea el juego.

Si en el juego morimos, es posible que tengamos algún “Continua” para poder continuar desde el punto más cercano a nuestra muerte, pero si no es así, nos obligará a cargar la partida que previamente hemos guardado, ya que si se te ha olvidado hacerlo tendrás un problema.
En caso de haberlo hecho, el título te llevará al principio de la misión o del nivel, teniendo que repetir todos los procesos, puzzles, etc.. esta es la parte más tediosa y donde odiarás el morir una y otra vez, haciendo que algunos hasta abandonen la partida o incluso el juego.

Pero es que aquí es donde reside la esencia del juego y desafía literalmente al jugador.
En cada inicio de nivel nos permite potenciar nuestras habilidades o la compra de ítems. Dependerá del tipo de jugador que seas lo que elijas, ya que si no lo haces pensando muy bien tu estrategia, podrías terminar en un bucle de “vivir, morir, continuar, repetir… “

Si el jugador opta por mejorar las habilidades de nuestro personaje, harás que nuestro Dante sea más fuerte y hábil, esto es recomendado siempre que tengas mucha destreza con el personaje. Pero no sólo el saberte todos esos combos, además deberás tener paciencia y cautela en los combates con esos jefes finales.
También tenemos la opción de comprar más “vida” o “continúas”, cada vez más altos de precio para limitarlos. Lo suyo es intentar barrer todas las zonas para conseguir esos orbes rojos que servirán como moneda de cambio a la hora de equilibrar la balanza, aunque sea tedioso cuando volvemos a repetir todo el nivel.

Aún así, es un juego que según avanza va haciendo mella en el jugador, haciendo que este juegue cada vez con más cautela y que la palabra riesgo o suerte suenen lo menos posible.

Desde luego no recuerdo muy bien qué tipo de frustraciones tendría hace 18 años cuando lo jugaba, ni como llegué a terminarlo, porque sé que lo hice, pero actualmente me alegro de haberlo retomado a pesar de que el paso del tiempo le haya hecho algo de mella. Aunque por otro lado ha hecho que sepa apreciar ciertos detalles en su jugabilidad que pasé desapercibido hace tantos años y sólo un juego tipo Souls hizo que me diera cuenta de esta forma de jugar.

Devil May Cry no tendrá la mejor versión adaptada actualmente, pero si es un título que sigue brillando por su línea de dificultad y como juega con esta con el jugador por medio de sus jefes finales.

Eso sí, su banda sonora sigue sonando espectacular.

Caballero Negro…¡VOY A POR TÍ!…¡Let´s Rock!




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s